domingo, junio 16, 2024
ContenidoLas mil y una de Ruphert

RUPHERT_117

Diciembre es un mes en el que, por ser la despedida del año, hay que hacer muchas cosas en la casa: limpiarlas, echar palo de santo e incienso, esparcir flores y dormir con flores blancas, bañarnos con frutas, con flores…

Es un mes maravilloso para los que creemos en el más allá, en los espíritus… Sobre todo a partir de mitad de mes en que hay que empezar a hacer todas estas cosas preparándonos para la gran fiesta, que es el 31.

Este día hay que pasar agua por toda la casa y después tirarla por las ventanas a las 12 de la noche…Son rituales que se hacen para atraer la suerte y empezar el año bien. El día 12 es Nuestra Señora de Guadalupe, la Virgen que más se venera en el mundo entero. Natural de México, aunque también la tenemos en España. La gente hace muchos rituales para pedirle  a ella.

Os cuento que me he comunicado con Boris Izaguirre porque lloré con la entrevista que le hizo Bertín; estuvo maravilloso y me enterneció saber por todo lo que ha pasado, su cambio de vida en Miami… Yo le aconsejo que se quede a vivir allí, donde viví muchos años porque Estados Unidos es un país que valora a los artistas. Trabajé muchísimo y allí, todo lo que hagas, te lo sabrán valorar.

En ese sentido, Estados Unidos es el mejor país al igual que  Francia e Italia.

De España no voy a hablar porque es un país que marca un punto y aparte. Aquí los artistas son venerados cuando queremos, por eso no voy a hablar y a Boris le recomiendo que se quede allí.

También quiero compartir con quienes me leen mes a mes lo que sentí al ver a quien le tengo mucho respeto: Ana Belén, que está guapísima y estupenda, por eso, desde aquí quiero felicitarla. Nunca fui amigo de ella aunque la peiné durante muchos años y le hice unas permanentes maravillosas. 

Me he encontrado con Carmen Martínez Bordiú. Creo que esta mujer, tan linda como es, no tendría que salir en televisión, vamos que yo le aconsejaría que saliera lo menos posible, porque, todo lo que cuenta, no le hace bien al apellido de la familia y lo digo desde el  gran cariño que le tengo. Pero sí que salga en los papeles.

A quien sí quiero felicitar de corazón es a Isabel Sartorius a quien le tengo un enorme cariño porque la vi nacer y con el paso del tiempo la  peiné muchísimos años. Nos encontramos y nos abrazamos; fui muy amigo de su madre, trabajé con ella en Argentina y cuando nos vinimos juntos los dos, trabajé con la familia Sartorius, una familia a la que adoro de todo corazón. Me alegro mucho de que haya encontrado a César, porque Isabel necesitaba un gran amor, necesitaba a alguien en su vida. Ese abrazo que nos dimos hace poco en una cafetería, le va a traer mucha suerte y me alegraré mucho de  habérsela dado. Su madre se fue al más allá con mi corte de pelo. Se fue a morir en Argentina.

Estuve hace unos días en la Revista Okey de internet y me lo pasé en grande. Invitaron a 200 personas y quedé como el invitado más simpático, fue muy divertido. Recordé a mucha gente, dando un repaso a toda mi vida. Conté que Aline Romanones, la Princesa Sofía de Habsburgo (la mujer más maravillosa que ha pasado por mis manos, a quien respeto y admiro) y Nati Abascal, fueron nominadas como las mujeres mejor peinadas del mundo por mí. Ese fue un premio maravilloso que tuve con estas mujeres de bandera.

No quiero despedirme sin dejar de compartir una alegría más como es el que me vayan a dar un premio en París por haber sido, en su día, el artífice del pelo de dos colores de Mónica Naranjo. Le hicieron a Mónica un gran reportaje en El País donde habló también de mí como su peluquero de entonces y en la entrevista que le hicieron a  la Asociación de peluqueros, dijeron que eso había sido lo más original que se había hecho en el mundo. Les dije que en un principio lo había ideado para Madonna pero de pronto se truncó lo de Madonna y se lo hice a Mónica. Así fue que por el diario El País, todos se han enterado de estos detalles que recuerdo y que hoy comparto con mis lectores de ALGENTE a quienes les deseo lo mejor de lo mejor en estas Fiestas y en el nuevo año.